*

Agencia Uruguaya de Noticias
Loading
con firma
Esteban Valenti Esteban Valenti
Masa crítica
Manuel González Lago Manuel González Lago
De esto no se habla: el precio de los medicamentos
Pablo Mieres Pablo Mieres
La demanda de verdad y justicia: una deuda que no prescribe
Carlos Vivas y Homero Bagnulo Carlos Vivas y Homero Bagnulo
Como mejorar la adhesión de los pacientes a su medicación
Jorge Aniceto Molinari Jorge Aniceto Molinari
A propósito de una nota de Leandro Grille. (Abordando eso gris, que parece la teoría)
Fotografías de Héctor Musto Fotografías de Héctor Musto
Aleph
Eduardo Migliaro Eduardo Migliaro
Marcapasos y regulación cardíaca
Lilián Hirigoyen Lilián Hirigoyen
Otras literaturas: Dina Díaz
William Marino William Marino
Las mafias y la muerte
Bertha Sanseverino Bertha Sanseverino
Uruguay: construyendo su mejor historia
Hebert Abimorad Hebert Abimorad
Correcto, incorrecto, consenso
Juan Raúl Ferreira Juan Raúl Ferreira
El nunca más llego para quedarse
Jorge Ángel Pérez Jorge Ángel Pérez
Mariela Castro y su “conducta impropia”
Mauricio Stelkic Mauricio Stelkic
El "macrismo", fenómeno no exportable
Edgardo Sandoya Edgardo Sandoya
Cuando lo esperado no sucede
Mónica Xavier Mónica Xavier
Igualdad, inclusión y participación
Adriana Marrero Adriana Marrero
Vírgenes y sin embargo madres: la iglesia católica y la disputa por el espacio público
Adriana Santos Melgarejo Adriana Santos Melgarejo
Deformación de públicos. Sobre la indigestión cultural
Carlos Garramón Carlos Garramón
Los primeros cien días de Trump: lo único previsible es su imprevisibilidad
Ismael Blanco Ismael Blanco
¿Dónde está la rebeldía?
Luis Fernández Luis Fernández
Se nos vienen los ultras...
José W. Legaspi José W. Legaspi
Venezuela, la izquierda y el poder corrompido
Carlos Visca Carlos Visca
A más de 7 años y tercer gobierno
Juan Santini Juan Santini
La historia oficial
Mauricio Zieleniec Mauricio Zieleniec
1 de Mayo, la clase obrera se fue al paraíso
Eduardo Vaz Eduardo Vaz
¿Será cuestión del nombre?
Aureliano Rodríguez Larreta Aureliano Rodríguez Larreta
Cuchillo de Palo: Gernika
Rubens Stagno Rubens Stagno
Sin viento de cola
Ana Jerozolimski Ana Jerozolimski
En Iom Hashoa, a los negadores y antisemitas
David Malowany David Malowany
Estudiantes, a los libros
Dr. Federico Arregui Mondada Dr. Federico Arregui Mondada
Vamos mal
Leonardo Padrón* Leonardo Padrón*
El último chance de Nicolás Maduro
Andrea recomienda Andrea recomienda
Cuando llueve y cuando no, también
más columnistas



 
banner cablevision 300 x 138
banner argentino hotel 300 x 138
banner nicatel interna
Te encuentras en: Inicio | Columnas

Se nos vienen los ultras...

Luis Fernández

30.04.2017

Ayer en TV un equipo de investigación periodística de la Sexta, realizó un programa completo dedicado a una organización ultraderechista.

El equipo jugó a varias puntas, algunos se mostraron formales y realizaron reportajes a las principales figuras y otros fueron camuflados a actos y reuniones de ese grupo. Algunos fueron detectados y sacados a los empujones.

Como era de suponer muchos integrantes del grupo tienen pelo corto, tatuajes, etc. Tienen una banda de rock pesado con letras contra los inmigrantes que "vienen a quitar trabajo a los españoles". Si esto no asombra, ahora viene más. En los "espectáculos" pasan videos de desfiles del ejército nazi con la música de la banda de rock como fondo.

Vimos un local que habían alquilado en un barrio humilde que hoy dejaron por otro más grande. El anterior tiene algunas pintadas en su contra. Preguntado su "ideólogo" dijo que no le preocupan, que ellos no están para dedicarse a contrarrestar eso.

En el otro local, más grande, distribuyen alimentos a los "parados", es decir a los que están sin trabajo.

Pudimos ver todo el "trámite" que hizo un vecino. Se presentó, ya lo conocían, Y el distribuidor con una lista en la mano, fue colocando cajas de leche, fideos, arroz, etc. Y el hombre marchó con el bolso lleno para su casa.

Le hicieron una entrevista a esta misma persona. Dijo que tenía 52 años, que hacía 2 años no trabajaba, con 2 hijos y que el seguro no cubría todas sus necesidades.

Parece que los alimentos salen de donaciones, en mercancías o en plata y de lo que recaudan en sus espectáculos.

En el reportaje formal, su líder es un empleado público cincuentón, que en sus años mozos fue del PSOE y que ahora se dedica a esta actividad en sus horas libres.

El periodista le dijo que de momento esto no tenía la formalidad de un partido político, pero que se veía una fuerte base ideológica en esta ONG y de otras similares que hay en todo el territorio español A lo cual el responsable, no ocultó que es muy probable que al final todo desemboque en un partido político.

La frutilla para nosotros es que a sus actos-festivales concurren muchos jóvenes y en especial universitarios!!

El mismo "dirigente" cuenta de su beneplácito por haber podido ingresar a un lugar donde históricamente lo tenían prohibido. Entonces: La ultraderecha se organiza y desarrolla en distintas partes de Europa. Un querido amigo, me decía hace poco que para la ultraderecha española, era muy difícil desarrollarse porque existía Podemos. En esto tengo una posición distinta. La ultraderecha ha crecido en otros países, porque gobernaba la socialdemocracia, y había allí una izquierda débil;  así la ultraderecha surge de dentro de algo mayor llamado simplemente "derecha". En ciertas circunstancias se pone al frente de toda esa población. Fue lo que pasó en Inglaterra y Francia.

En España desde el punto de vista ideológico, el gobierno es franquista. Es una derecha pura, que para mantenerse en el gobierno y captar voluntades no dice lo que piensa. (...y tampoco lo que hace realmente...).Por eso en España no hubo espacio para un gran desarrollo de la ultraderecha y por eso estos incipientes movimientos que vi ayer en TV.

Ellos planten su diferencia con el PP en el tema inmigrantes. De algún modo le "cobran" al PP esa postura "tibia" frente a los inmigrantes. Ocurre que el PP para ganar cierto votos de centro que le han hecho la diferencia para gobernar, ha debido ponerse una cierta piel de cordero y aceptado un discurso de "preocupación" por los los desposeídos. Pero obvio que todo queda en el discurso, porque las medidas (y los hechos de corrupción, no avalan dicho mensaje).

Es interesante observar el surgimiento de Ciudadanos. Ellos pretenden ser la derecha jóven, técnica y no corrupta. A la hora de gobernar coinciden con la mayoría de las políticas del PP. Fueron creados para recibir a los "derechosos" desencantados con la corrupción del PP. También es cierto que en ningún otro país de Europa existe una Izquierda progresista como Podemos, que ya es la tercera fuerza. Su fortalecimeinto se basa en su capacidad para seguir aglutinando y dando voz a los desencatados o indignados (de allí provienen) y han empezado a gobernar en varios Ayuntamientos.

De la seriedad de esas gestiones y de su capacidad de producir movimientos tácticos, como el pedido de moción de censura sobre Rajoy, dependerá su futuro. Podemos no tiene poder sindical. En realidad no lo tiene nadie, no existe poder sindical. Lo digo con mucha vergûenza ajena.

La lucha de Podemos es la de David y Goliat. Del otro lado está el resto. Como Podemos y la ultra derecha son dos polos bien diferenciados y no hay (no puede haberlos) puntos de contacto, es que por un buen tiempo van a coexistir. La ultraderecha crece a pesar de Podemos.

Hoy todavía Podemos no tiene una organización como para plantarle cara a los ultra de derecha. Me refiero desde el punto de vista político organizativo y de movilización popular. El hecho de que la ultraderecha crezca en los bolsones de pobreza está indicando en forma por demás contundente la falta de una perspectiva ideológica contraria al "capitalismo empresarial". Estas 2 palabras juntas expresan algo diferente al capitalismo a secas que conocimos unas décadas atrás. Los hoy veteranos, nos educamos y crecimos con la idea de gobiernos que administraban el capitalismo, porque sus políticas públicas favorecían la explotación y la concentración de la riqueza, pero se producía en el mercado, o sea fuera del Gobierno.

Conocimos partidos muy liberales en lo económico y otros que apuntaban a regular ese mercado. En nuestro esquema mental veíamos al Gobierno por un lado y al mercado por otro. La espantosa novedad para la sensibilidad de izquierda en España, es que el mercado se metió en el Gobierno. Las empresas corrompen a los ministros, alcaldes, gobernadores y a todo aquél que tenga un cierto poder de decisión. En décadas anteriores el PP y el PSOE privatizaron empresas públicas, ahora el PP redobló la apuesta: privatizó al propio Gobierno.


Luis Fernández  luisfs50@gmail.com



UyPress - Agencia Uruguaya de Noticias


MVDCMS  Volver arriba    |    Contacto: uypress@uypress.net