*

Agencia Uruguaya de Noticias
Loading
con firma
Dr. Federico Arregui Mondada Dr. Federico Arregui Mondada
¿Cadena perpetua o cadena perpetua de fracasos?
William Marino William Marino
Unidad es la palabra
Jorge Aniceto Molinari Jorge Aniceto Molinari
Después de la guerra de Corea. (Abordando eso gris, que parece la teoría).
Juan Raúl Ferreira Juan Raúl Ferreira
Carta de Sancho Panza a Wilson
Esteban Valenti Esteban Valenti
Que diferente era ser de izquierda
Alfredo Correa Reissig Alfredo Correa Reissig
El clavo en el sillón o el silencio de los inocentes
Aldo Mazzucchelli Aldo Mazzucchelli
Ya no la busques, no la busco yo
Edgardo Sandoya Edgardo Sandoya
Trampeando a la esperanza
Jorge Ángel Pérez Jorge Ángel Pérez
El precio de una sonrisa en la isla de los desdentados
Edgardo Carvalho Edgardo Carvalho
¿Algo huele mal en Maldonado?
Pablo Mieres Pablo Mieres
“Más unidos que nunca”
Luis Fernández Luis Fernández
Finlandia es un país muy especial
Daniel Mordecki Daniel Mordecki
Eppur si muove
Mónica Xavier Mónica Xavier
¡Uruguay no se detiene!
Edmundo Roselli Edmundo Roselli
Reclamamos régimen jubilatorio para trabajadores de Juan Lacaze
Homero Bagnulo y Carlos Vivas Homero Bagnulo y Carlos Vivas
Cuando los comportamientos de los médicos comprometen el contrato social
Jorge Balseiro Savio Jorge Balseiro Savio
Energía y celulosa: medias verdades, medias mentiras
Jorge Larrobla Jorge Larrobla
Brou- El conflicto inventado
Daniel Feldman Daniel Feldman
Alejandro Rey, el personaje tras bambalinas en el Solís
Alberto Rodríguez Genta Alberto Rodríguez Genta
Clinton y Astori; ¿sin sex appeal, no hay nada..?
Alejandro Domostoj Alejandro Domostoj
Las sorpresas de ser orejano
Mauricio Toledo Mauricio Toledo
Obesidad y Depresión. Una buena manera de cuidar su salud afectiva es cuidar de su cuerpo.
Pablo de los Reyes Pablo de los Reyes
“La esperanza es lo último que se pierde”
Andrea recomienda: a los amantes Andrea recomienda: a los amantes
Diseño, Arte, Gastronomía & Co.
Omar Gil Omar Gil
Problemas abiertos: retos para la Matemática
Joaquín Roy Joaquín Roy
¿En qué momento se jodió Catalunya?
Roberto Soria Roberto Soria
La imprescriptibilidad, asunto político
Héctor Musto Héctor Musto
Algunas cosas que viví con Daniel Viglietti
Ana Jerozolimski Ana Jerozolimski
Cien años después
Adriana Marrero Adriana Marrero
Palabras que sobran, palabras que faltan
David Malowany David Malowany
Para el israelí Yuval Noah Harari los derechos humanos son fruto de la imaginación colectiva
Carlos Visca Carlos Visca
El desarrollo de la industria naval como parte de la economía y defensa nacional
Lilián Hirigoyen Lilián Hirigoyen
Otras literaturas: Mario Barité
Dr. Charles Carrera Leal Dr. Charles Carrera Leal
Un circo de mentiras contra ASSE
más columnistas



 
MET-ROND-POINT_Banner200x73 (2)
banner cablevision 300 x 138
banner argentino hotel 300 x 138
Te encuentras en: Inicio | Columnas

El regreso de Por La Patria

Edmundo Roselli

02.11.2017

El 8 de noviembre el diputado Jorge Gandini relanzará el Movimiento Nacional Por La Patria en apoyo a la candidatura del senador Jorge Larrañaga.

Decir Movimiento Nacional Por La Patria (PLP) es lo mismo que decir Wilson Ferreira Aldunate porque fue allí donde el mayor líder que el Partido Nacional tuvo en los últimos años canalizó de forma más contundente sus ideas y acciones al servicio del país y del Partido.

Fundado en 1969 el nuevo movimiento se convirtió en un faro de referencia política e ideológica. Nadie discute lo que significó y el rol que jugó aquel movimiento fundado cuando el país atravesaba situaciones críticas.

La contundencia de sus ideas, la practicidad de sus propuestas y la humanidad de su mensaje para un Uruguay fragmentado por fanatismos y posicionamientos extremos que tensaban y destruían la sociedad y debilitaban las instituciones, no tardaron en imponerse en el corazón de los uruguayos que anhelaban una salida diferente a la agresión guerrillera, la represión estatal y por supuesto la dictadura.

Wilson fue el único capaz de presentar un mensaje conciliador para sacar al país de la espiral de violencia en que había caído. Aunque no lo escucharon tendió puentes tanto con el entonces presidente democrático Juan M. Bordaberry y los tupamaros Julio Marenales y Mauricio Rosencof con el único objetivo de "parar la sangre y buscar la paz".

PLP nació en circunstancias extremadamente graves, creció y maduró en plena dictadura militar, y se potenció en el reencuentro democrático a pesar de que Wilson fue excluido por el pacto del Partido Colorado y el Frente Amplio con la dictadura militar.

Censurado en 1984 se convirtió en la esperanza de miles de compatriotas que lo votarían en las elecciones de 1989, pero la vida no siempre da revanchas, ni es justa: el 15 de marzo de 1988 una enfermedad terrible se lo llevó.

Sin embargo su espíritu permanece fortalecido y fortaleciéndonos.

Casi 30 años después su legado se mantiene, ha crecido y empuja por reaparecer en las batallas que Wilson mejor daba, las batallas políticas. Tal es su vigencia que aún aquellos que lo combatieron reconocen en él lo que le negaron en vida.

Por esa vigencia, por ese reclamo de las viejas generaciones que lo conocimos y votamos, pero fundamentalmente por las nuevas que no comprenden cómo una corriente tan fermental se mantiene adormecida, es que Por La Patria vuelve a renacer.

Y lo más importante es que no se trata de un reconocimiento superficial como el pegotín en el termo, sino del inicio de un proceso profundo que le va a devolver al país el wilsonismo que le fue tan útil y que nunca debió perder.

Como el propio Wilson decía "Somos viento nuevo en viejas banderas".

 

Edmundo Roselli



UyPress - Agencia Uruguaya de Noticias


MVDCMS  Volver arriba    |    Contacto: uypress@uypress.net