*

Agencia Uruguaya de Noticias
Loading
con firma
Marcelo Marchese Marcelo Marchese
El Decreto mordaza sobre el agua y su escudero (Respuesta al colega Balseiro)
Ana Jerozolimski Ana Jerozolimski
La ley de nacionalidad de Israel: reacciones y exageraciones
William Marino William Marino
En serio o en broma
Roberto Savio Roberto Savio
Inmigración: muchos mitos y escasa realidad
Carlos Wuhl Carlos Wuhl
En el 70 aniversario del Estado de Israel: la larga marcha a constituirse en un estado fascista y del apartheid
E. Canon-F. López D’Alesandro E. Canon-F. López D’Alesandro
Democracia, propuestas y el verdadero cambio
Juan Raúl Ferreira Juan Raúl Ferreira
La jura de la Constitución
Jorge Aniceto Molinari Jorge Aniceto Molinari
Moneda para ricos, moneda para pobres. (Abordando eso gris, que parece la teoría).
Esteban Valenti Esteban Valenti
¿Para qué sirve?
Jorge Balseiro Jorge Balseiro
Imaginación kafkiana, de la pesca a UPM
Lic. Sebastian Hagobian López Lic. Sebastian Hagobian López
El México progresista y su ventana de oportunidad para Uruguay
Enrique Gerschuni Enrique Gerschuni
Candidatos en el Frente Amplio
Carlos Vivas; Homero Bagnulo Carlos Vivas; Homero Bagnulo
Situaciones estresantes como desencadenantes de enfermedades
Daniel Vidart Daniel Vidart
¿Por qué Montevideo?
Pablo Mieres Pablo Mieres
Fracaso en el corazón del gobierno de izquierda: la integración social
Alejandro Domostoj Alejandro Domostoj
Manuela Presidenta
Milton A. Ramírez Milton A. Ramírez
Casavalle y la izquierda
Fernando Gil Díaz Fernando Gil Díaz
Tarda, pero (finalmente) llega...
Dr. Federico Arregui Mondada Dr. Federico Arregui Mondada
Ineludible agenda de derechos para el próximo quinquenio
Carlos Visca Carlos Visca
Doctrina Naval, otras reflexiones
Dr. Guillermo Chiribao Dr. Guillermo Chiribao
“Reconocer el fracaso”… No es Deportivamente Correcto
Juan Santini Juan Santini
Martìn Aguirre
Michael Añasco Michael Añasco
Los macacos huyen de Gibraltar
Carlos Garramón Carlos Garramón
Estados Unidos le declaró la guerra a China
Felipe Michelini Felipe Michelini
Las víctimas y el Estatuto de Roma
Hugo Naya Hugo Naya
El genoma humano y la gallina de los huevos de oro
Andrea recomienda: a la uruguaya Andrea recomienda: a la uruguaya
Diseño, Arte, Gastronomía & Co.
Mónica Xavier Mónica Xavier
45 años del golpe del 73
Charles Carrera Charles Carrera
A cuarenta y cinco años del Golpe de Estado de 1973: ¡Nunca más terrorismo de Estado en el Uruguay!
Jorge Ángel Pérez Jorge Ángel Pérez
Las UMAP (Unidades Militares de Apoyo a la Producción) o el miedo a decir la verdad
Luis C. Turiansky Luis C. Turiansky
El ser o no ser de Lionel Messi
Ismael Blanco Ismael Blanco
La revolución perdida
Roberto Savio Roberto Savio
Trump está aquí para quedarse y cambiar el mundo
Fernando López D’Alesandro Fernando López D’Alesandro
Jaime Pérez, renovación y democracia
Iván Solarich Iván Solarich
¿Por quién esperamos? ¿Esperamos a alguien?
Macarena Pereyra Macarena Pereyra
Violencia doméstica, entre las carencias del sistema y el estigma social
Daniel Feldman Daniel Feldman
Empiecen a empacar maletas
más columnistas



 
banner cablevision 300 x 138
banner argentino hotel 300 x 138
Te encuentras en: Inicio | Columnas
imagen del contenido Charles Carrera

A cuarenta y cinco años del Golpe de Estado de 1973: ¡Nunca más terrorismo de Estado en el Uruguay!

Charles Carrera

27.06.2018

Hace cuarenta y cinco años exactamente, un 27 de junio de 1973, el presidente Juan María Bordaberry, se erigía como dictador disolviendo la Cámara de Representantes y la Cámara de Senadores y daba inicio a uno de los períodos más oscuros de nuestra historia: una larga dictadura que duraría casi doce años.

Del punto de vista jurídico, el atentado a la democracia se manifestó a través del Decreto N° 464/973, el cual dispuso además, "que se prohibiera la divulgación por parte de la prensa oral, escrita o televisada de todo tipo de información, comentario o grabación que, directa o indirectamente, mencione  o se refiera a lo dispuesto por el presente decreto atribuyendo propósitos dictatoriales al Poder Ejecutivo, o pueda perturbar la tranquilidad y el orden público". Además del terrorismo de Estado -que se formalizaba dentro de las estructuras del poder- quedaba una vez más de manifiesto, (a través de la frase citada), el modo grotesco y ridículo a la hora de pretender acallar lo evidente.

De esta manera, también quedaba en claro como iba a seguir siendo el relacionamiento de los detentadores del poder con los medios de comunicación. El 30 de junio de 1973, dos días después del Golpe de Estado, el semanario Marcha, transcribiendo el texto completo del referido Decreto, tituló su publicación con la frase "NO ES DICTADURA". Claramente, la Dictadura no solo iba a dejarnos un sinfín de historias trágicas y dolorosas, sino también varios testimonios de lucha, que dan fe de verdaderos actos de heroísmo, ingenio y valentía.
Mucho se ha escrito (y dicho) con respecto a la dictadura, nadie puede negar que sigue siendo un tema presente y recurrente en el seno de la sociedad uruguaya. Si esto no fuera así, las marchas del silencio de cada 20 de mayo, no serían lo masivas que son, no existirían grandes debates sobre nuestra historia reciente y la sociedad se manifestaría con altos niveles de indiferencia con respecto al tema. Es lógico que no haya indiferencia ni olvido.

¿Puede haber olvido, cuando nuestros padres fueron asesinados, encarcelados, torturados, destituidos y exiliados? ¿Puede haber olvido de parte de aquella generación que sufrió todo eso? ¿Puede haber olvido de parte de nuestros abuelos, quienes si no eran ellos los que sufrían la persecución, veían cómo el Estado le destruía la vida a sus propios hijos? ¿Puede haber olvido de parte de quienes, sin estar siquiera involucrados en la política, siendo adolescentes, fueron sometidos a una campaña de embrutecimiento a través de una educación parcializada, dogmática y fascista? Sin duda, las cicatrices de la dictadura son marcas indelebles, permanentes y eternas, que nos recuerdan que la memoria es algo que nadie puede hacer desaparecer por más que las estructuras del poder se lo propongan. Como decía el "Choncho" Lazaroff en su canción "De generaciones", "...es imposible de olvidar".

La memoria de por sí es fundamental, pero cobra otra dimensión cuando se manifiesta a través de la lucha por la verdad y la justicia. En este sentido, lejos de conformarnos con los avances en materia de Derechos Humanos, -con varios responsables de violaciones a los Derechos Humanos juzgados y encarcelados-, debemos seguir profundizando la lucha. La justicia y la cárcel de los criminales de lesa humanidad, no debe interpretarse como el camino del revanchismo (como algunos pretenden verlo), sino como un elemento fundamental para dignificar la Democracia, fortalecer al Estado de Derecho e intentar brindar un poco de alivio a las víctimas del terrorismo de Estado.

Un nuevo aniversario del Golpe de Estado de 1973, debe removernos la conciencia, llamarnos a la reflexión y hacernos presente la memoria del pasado. Debemos seguir transitando el camino trazado en los últimos trece años, reconociendo los avances, pero sin renunciar a profundizar la lucha por la Verdad y la Justicia. A cuarenta y cinco años del Golpe de Estado, digámoslo una vez más: ¡Nunca más terrorismo de Estado en el Uruguay!

Dr. Charles Carrera Leal   

                                                                       Senador de la República FA -  MPP





MVDCMS  Volver arriba    |    Contacto: uypress@uypress.net