*

Agencia Uruguaya de Noticias
Loading
con firma
Roberto Savio Roberto Savio
Las cucarachas y los humanos
Marcelo Marchese Marcelo Marchese
La quema de brujas
Ismael Blanco Ismael Blanco
“La mañana siguiente”
Esteban Valenti Esteban Valenti
El tercer pecado de la izquierda: el lumpen
Pablo Mieres Pablo Mieres
No toquen nada. Sordos y agotados.
Milton A. Ramírez Milton A. Ramírez
El derecho a un proyecto político nuevo
Carlos Vivas; Homero Bagnulo Carlos Vivas; Homero Bagnulo
La punta del iceberg. ¿Qué hay detrás de los reclamos de los pacientes?
Jorge Schneidermann Jorge Schneidermann
La deriva ética de la ONU y su irreverente negación de la historia
Fernando López D’Alesandro  Fernando López D’Alesandro 
Bolsonaro, nosotros y la contradicción principal de nuestro tiempo
William Marino William Marino
El divide y vencerás
Jorge Aniceto Molinari Jorge Aniceto Molinari
De 1999 al 2019. (Abordando eso gris, que parece la teoría).
Carlos Pérez Carlos Pérez
13 de Diciembre. Aniversario del nacimiento del General Liber Seregni, dos días antes del Plenario Nacional del FA
Juan Santini Juan Santini
Hasta aquí llego mi amor
Fernando Gil Díaz Fernando Gil Díaz
¿Quién no lo conoce a Juan?
José W. Legaspi José W. Legaspi
¿De qué se ríe, excelentísimo expresidente, Dr Julio María Sanguinetti?
Rodolfo Martin Irigoyen Rodolfo Martin Irigoyen
Carta abierta a veganos, animalistas y afines
Carlos Wuhl Carlos Wuhl
Un mundo se tambalea, pero el malon sionista esta presente
Mireia Villar Forner (*) / Birgit Gerstenberg (**) Mireia Villar Forner (*) / Birgit Gerstenberg (**)
A 70 años de la Declaración Universal de Derechos Humanos
Jaime Secco Jaime Secco
¿Crear riqueza o acabar con la riqueza?
Juan Manuel Otero Juan Manuel Otero
El Concilio Arim / Miranda y sus ejes temáticos. ¿Academia/sociedad, buenas rela-ciones? ¿Descentralización?
Ana Jerozolimski Ana Jerozolimski
Israel es el único país del mundo libre que tiene terroristas de vecinos
Juan Raúl Ferreira Juan Raúl Ferreira
Asunción AMLO en México
Luis Fernández Luis Fernández
Malas noticias para Andalucía y toda España
Juan Pedro Ciganda Juan Pedro Ciganda
Árbol sin raíces no aguanta parado ningún temporal
Carolina Cerrano-Fernando López D’Alesandro Carolina Cerrano-Fernando López D’Alesandro
Las Fuerzas Armadas uruguayas y el naciente peronismo
Héctor Musto Héctor Musto
Mis motivos para apoyar a Mario Bergara
Daniel Vidart Daniel Vidart
Caida y redención de la yerba mate
Alvaro Guerrero (*) Alvaro Guerrero (*)
La promesa y la acción en política
Michael Añasco Michael Añasco
James Jimmy Jones: cobarde hasta el fin
Jorge Jauri Jorge Jauri
La coalición o el optimismo de la razón
Jorge Balseiro Savio Jorge Balseiro Savio
(Ciencia + periodismo) militante = fake news
Jorge Ángel Pérez Jorge Ángel Pérez
Los médicos que hacen suyo el juego del gobierno
Juan Pedro Ribas Juan Pedro Ribas
Que grueso error María Julia
Felipe Michelini Felipe Michelini
El sistema de justicia: una reforma estructural pendiente
Roberto Sansón Mizrahi Roberto Sansón Mizrahi
De la concentración de la riqueza y el poder decisional a democracias plenas
Roberto Cyjon Roberto Cyjon
Preguntas a Roger Waters
Dr Guillermo Chiribao Dr Guillermo Chiribao
Interpretación libre o dirigida de un afiche
Jaime Igorra Jaime Igorra
Sistema Nacional de Inteligencia del Estado (SNIE)
Enrique Gerschuni Enrique Gerschuni
Brasil y nosotros
Ana Rosengurtt Ana Rosengurtt
Expropiación de los derechos humanos en el uruguay del siglo XXI
José Pablo Franzini Batlle José Pablo Franzini Batlle
Brasil. Gracias Artigas
Gerard Cretenze Gerard Cretenze
¿Con qué parte del cuerpo está votando Brasil?
más columnistas



 
banner cablevision 300 x 138
banner argentino hotel 300 x 138
Te encuentras en: Inicio | Columnas | Ana Jerozolimski

Gaza y el mundo del revés

Ana Jerozolimski

28.06.2018

Creo no equivocarme si supongo que  cuando uno tiene a alguien muy cercano lidiando con una difícil situación, lo que desea hacer es ayudarlo, cueste lo que cueste. Muy especialmente si es un hermano, parte integral de tu propia familia.

De acuerdo a esta lógica, la Autoridad Palestina que gobierna desde Ramallah en Cisjordania, debería estar ansiosa por ayudar a sus hermanos de la Franja de Gaza , a menos que no sea verdad lo que suele alegar cuando ataca a Israel por la "crisis humanitaria" en dicho territorio.

Pero eso no es lo que sucede. En absoluto.

Antes de explicar qué está pasando, hagamos un corto resumen recordando cómo se llegó a la situación actual.

Las carencias de Gaza y las restricciones con las que lidia su población-por ejemplo de sólo 4 horas por día de electricidad- se deben a dos factores principales: el equivocado orden de prioridades del gobierno de Hamas, que opta por dedicar sus recursos al esfuerzo terrorista y no a la población, y la política de la Autoridad Palestina que cortó los sueldos que pagaba a decenas de miles de sus ex funcionarios en Gaza, limitando además el pago a Israel por el combustible que transfiere a la Franja y que debería alcanzar para la planta local generadora de electricidad. Las sanciones impuestas por Ramallah a Gaza han influido tanto en la situación que días atrás estallaron inclusive manifestaciones en Cisjordania contra la Autoridad Palestina, a la que se responsabiliza allí por su papel determinante en el deterioro de la situación.

También Israel ha aportado lo suyo al imponer el bloqueo marítimo y no permitir ya el ingreso a su territorio de todos los trabajadores palestinos de Gaza que antes llevaban un buen sustento a la Franja gracias a sus empleos israelíes. La diferencia en este caso es que Israel tomó estas medidas debido a que Gaza se convirtió en una base de terrorismo en su contra y debía intentar frenar los intentos de enviar a Gaza barcos con armas. E inclusive a pesar de ello sigue introduciendo semanalmente cientos de camiones con mercaderías, abasteciendo combustible y electricidad.

Más allá del origen del problema, el gran desafío ahora es hallar el punto de equilibrio entre no dar premios a Hamas , que continúa disparando cohetes hacia Israel, y buscar la forma de aliviar la situación de la población. Primero, por una  consideración humanitaria. Pero además, porque se supone que cuando se lidia con menos carencias y hay más estabilidad, también hay menos tendencia a dejarse llevar por la incitación a la violencia.

Lo increíble es que mientras Israel está buscando la forma de maniobrar entre esas dos puntas, propone nuevos planes y estudia fórmulas que puedan ser implementadas pronto para ayudar a Gaza, es la propia Autoridad Palestina la que rechaza todo lo que se propone. El gobierno palestino en Ramallah, el primero que busca cómo condenar a Israel en cualquier foro internacional, acusándole de los peores crímenes contra los palestinos, está haciendo todo lo que está a su alcance para impedir que se ayude a Gaza, gobernada por sus enemigos de Hamas.

Para explicarlo-mejor dicho describirlo- nada mejor que compartir algunos fragmentos de la nota publicada por nuestro colega Khaled Abu Toameh (árabe ciudadano israelí) en el matutino The Jerusalem Post sobre el particular, bajo el título : "La Autoridad Palestina rechaza las ideas israelíes y estadounidenses para ayudar a Gaza".

"El martes, Nabil Abu Rudeineh, portavoz de la presidencia de la Autoridad Palestina, describió las ideas que se están difundiendo en torno a la Franja de Gaza como "ilusiones".

Estas ideas, dijo, estaban dirigidas a "abolir la entidad nacional palestina y matar a los palestinos".   y al proyecto nacional de establecer nuestro estado palestino independiente con Jerusalén este como su capital ".Abu Rudaineh afirmó que Estados Unidos e Israel estaban tratando de explotar la crisis en Gaza con fines "políticos y humanitarios".

La verdad, son tan originales los palestinos en este tipo de argumentaciones, que es imposible decidir por dónde empezar a analizar. O sea...como Gaza está gobernada por Hamas, enemigo de la Autoridad Palestina, el gobierno de Ramallah prefiere no ayudar a su gente, sus propios hermanos, porque eso podría fortalecer al gobierno de Hamas. En otras palabras: hasta que no puedan quitar a Hamas del poder en Gaza, si es por ellos, no importa qué les pasa a los palestinos de la Franja.

 

Tienen el tupé de acusar a Israel que "quiere perpetuar la división entre Cisjordania y la Franja de Gaza para que no se concrete nunca la idea de un Estado palestino independiente", como si el gran cisma interno no fuera culpa de ellos, de los propios palestinos. Cabe recordar que la toma violenta del poder en Gaza en junio del 2007 por parte de Hamas, fue producto no sólo de su agenda terrorista sino de la incapacidad tanto de Hamas como de la Autoridad Palestina y Al Fatah, de maniobrar entre el hecho que la Presidencia estaba en manos de Fatah y la mayoría del Consejo Legislativo palestino electo en el 2006, en manos de Hamas.

Volvemos a la nota de Khaled Abu Toame:

"ABDEL NASSER Al-Najjar, ex presidente del Sindicato de Periodistas Palestinos, afiliado a Fatah, dijo que estaba preocupado por los informes sobre el efecto de Hamas preparado para aceptar las ideas estadounidenses e israelíes para mejorar las condiciones de vida de los palestinos y aliviar las restricciones a la Franja de Gaza.

"Sería un desastre para los palestinos si se presentara la nueva iniciativa de paz estadounidense como un plan para levantar las sanciones y mejorar las condiciones de vida en la Franja de Gaza", escribió Najjar en un artículo publicado en el diario Al-Ayyam de la AP".

 

Y agregó :  "Sería mejor para nosotros compartir el hambre que destruir la causa palestina", escribió Najjar, apelando a los líderes de la Autoridad Palestina para que levanten las sanciones y reconsideren toda su política hacia la Franja de Gaza".

También escribió Abu Toameh:

"En su declaración, Fatah advirtió a Hamas que lidiar con las propuestas israelí y estadounidense equivalía a "traicionar la causa, la tierra, Jerusalén y al-Aqsa [Mezquita]".

El analista político palestino Amjad Subhi dijo que la conversación sobre la solución de la crisis en la Franja de Gaza ha preocupado a Abbas y a varios altos funcionarios en Ramallah. "La Autoridad Palestina ve esto como un regalo para Hamas", dijo. "Abbas y su gobierno creen que Israel y Estados Unidos quieren mantener a Hamas en el poder en la Franja de Gaza para que los palestinos nunca puedan establecer su propio estado unificado e independiente".

Es más: "Subhi y otras fuentes en Ramallah dijeron que los líderes de la Autoridad Palestina ya estaban preocupados por la reciente decisión de Egipto de reabrir el cruce fronterizo de Rafah a lo largo de su frontera compartida con la Franja de Gaza. Incluso se informa que Abbas envió mensajes al presidente Abdel Fattah al-Sisi para protestar contra la reapertura de la terminal de Rafah".

 

Mundo del revés...¿ya dijimos?

Según una fuente en Ramallah citada por Abu Toameh, a la Autoridad Palestina le preocupa que Egipto haya decidido abrir el pasaje fronterizo de Rafah con Gaza, lo cual aportaría a aliviar la situación.

 "Hemos llegado a una situación absurda en la que Israel, los EE. UU. y muchos partidos internacionales hacen todo lo posible para encontrar una solución a los problemas en la Franja de Gaza y aliviar el sufrimiento de la población, mientras el presidente palestino y su gobierno trabajan arduamente". para mantener las sanciones e intensificar la crisis ", agregó la fuente.

Así lo escribió Abu Toameh.

 La verdad, los palestinos necesitan urgentemente otro liderazgo. Los dos que ya tienen- Hamas en Gaza y la Autoridad Palestina en Ramallah- los traicionan. Así, haga lo que haga Israel, no se hallará una solución.



Ana Jerozolimski



MVDCMS  Volver arriba    |    Contacto: uypress@uypress.net