*

Agencia Uruguaya de Noticias
Loading
con firma
Fernando Gil Díaz Fernando Gil Díaz
Debate o de bate...
Ruby Soriano Ruby Soriano
El “Odebrecht” a la mexicana
Marcelo Marchese Marcelo Marchese
El VAR, o la transparencia del mal
Lilián Hirigoyen Lilián Hirigoyen
Acepto el duelo y la fiesta
Prof. Gustavo Toledo Prof. Gustavo Toledo
Talvi y el Uruguay que queremos
William Marino William Marino
Los daños de la desinformación
Federico Sequeira Federico Sequeira
¿Todo por la patria?
Carlos Pérez Carlos Pérez
“Hacete cargo, hermano”
Jorge Aniceto Molinari Jorge Aniceto Molinari
Perlas del debate. (Abordando eso gris, que parece la teoría).
Héctor Musto Héctor Musto
¿Por qué nadie quiere debatir con Mario Bergara?
Daniel Feldman Daniel Feldman
¿Qué quiere decir decir?
Luis E. Sabini Luis E. Sabini
La peste plástica va tomando nuestros órganos
Rodolfo Martin Irigoyen Rodolfo Martin Irigoyen
La cultura criolla
Esteban Valenti Esteban Valenti
La actual imagen sindical
Carlos Vivas; Homero Bagnulo Carlos Vivas; Homero Bagnulo
Las repercusiones médicas y sociales de la pérdida de la audición en los adultos mayores
Julio César Boffano Julio César Boffano
Ideología de género es lo que hace la Iglesia Católica y lo voy a explicar
Roberto Sansón Mizrahi Roberto Sansón Mizrahi
Gestionar un país versus gestionar una empresa
Charles Carrera Charles Carrera
Sobre el 222, el “223” y la profesionalización de la Policía
Daniel Mordecki Daniel Mordecki
Un sistema de encuestas más transparente
Michael Añasco Michael Añasco
Mama, no quiero ser negro.
Hebert Abimorad Hebert Abimorad
Albert Camus, rebeldía de valores
Juan Pedro Ribas Juan Pedro Ribas
Mi encuentro con Zabalza
Ana Jerozolimski Ana Jerozolimski
Luces y sombras de una guerra histórica
Juan Raúl Ferreira Juan Raúl Ferreira
Murió Fraser, héroe anónimo de la lucha uruguaya
Roberto Savio Roberto Savio
El mundo ha perdido su brújula
Jorge Ángel Pérez Jorge Ángel Pérez
El Granma y los “falsos ídolos”
Ana Rosengurtt Ana Rosengurtt
Sobre la vacunación contra el VPH a varones
Luis Fernández Luis Fernández
¿Frío invernal?
Juan Santini Juan Santini
Ayer no fui
Juan Manuel Otero Ferres Juan Manuel Otero Ferres
La República mental de Miranda
Roberto Domínguez Roberto Domínguez
Daniel Martínez y ¿el todo vale?
Juan Pedro Ciganda Juan Pedro Ciganda
El orden de los factores (3) De crítica y autocrítica.
Ricardo Cappeletti Ricardo Cappeletti
Daniel Vidart en Chile
Dr. Federico Arregui Dr. Federico Arregui
Yo también soy EL PERIODISTA GABRIEL PEREYRA
Carlos Visca Carlos Visca
Aporte a la elaboración de una nueva Ley Organica de las FF.AA.
Ernesto Nieto Ernesto Nieto
Las otras dimensiones de las internas: motivación y organización
Héctor Romero y Gustavo Salinas Héctor Romero y Gustavo Salinas
Sydney Brenner (1927-2019): Hormigas en la Silla
Carlos Wuhl Carlos Wuhl
Francia : 1° de mayo no fue catastrófico como lo anunciaba el gobierno del Presidente Macron
más columnistas



 
banner argentino hotel 300 x 138
Te encuentras en: Inicio | Columnas
imagen del contenido José Pablo Franzini Batlle

Brasil. Gracias Artigas

José Pablo Franzini Batlle

30.10.2018

Brasil. Gracias Artigas

 

La cercanía de las elecciones en Uruguay ha generado que el resultado en el vecino país sea analizado en ese marco. Por lo tanto carece de la objetividad necesaria.

Jair Bolsonaro reúne todas las condiciones para aterrorizar a cualquier mortal nacido bajo cielo uruguayo. Misógino, homofóbico, retrógrado. A lo anterior debe agregársele, como si no alcanzare, su evocación a los regímenes totalitarios.

Ese hombre, Jair Bolsonaro, fue electo presidente de Brasil legítimamente. El quinto país más grande del mundo, la novena economía mundial y sus doscientos millones de habitantes, serán gobernados por él.

Los motivos del pueblo brasileño para la elección de alguien de esas características no descansa de manera exclusiva en la corrupción de los gobiernos anteriores. Brasil es un país cerrado, nacionalista y con idioma distinto al resto de su región. La influencia religiosa, la falta de institucionalidad, la debilidad de los partidos políticos, son también causas de decisiones que - desde la óptica nuestra, no llegamos a comprender. El resultado pues, no tiene solo una causa.

Brasil es un país de contrastes, a la desigualdad estructural se enfrenta la alegría de su pueblo. La debilidad institucional y política desafía a una de las mejores escuelas diplomáticas del mundo: Itamaratí. Hasta podríamos sumar que siendo el país que más veces conquistó la copa mundial en fútbol, jamás lo hizo en su país. La lista de incongruencias en Brasil es larga.

La polarización imperante en Uruguay ha provocado que el Frente Amplio pretenda asociar lo sucedido en Brasil con lo que puede suceder aquí. Allí es donde demuestran su máximo desapego a los valores orientales. No es posible un Bolsonaro en Uruguay, somos países distintos.

En nuestro país, fuerte institucionalmente, no hay posibilidad para que alguien de las características del electo presidente de Brasil alcance significación política. Los cimientos republicanos comenzados por Artigas continuados por Joaquín Suárez, Varela, Batlle y Ordóñez y tantos otros, marcaron el camino.

El Frente Amplio y su desmelenada política exterior, también, nos advierte de los peligros del mantenimiento del comercio con nuestros vecinos. Parece mentira que aún no hayan comprendido que los países no tienen amigos sino intereses. Aún con una gran inestabilidad política, nada ha variado comercialmente que sea atribuible a factores externos al negocio propiamente dicho.

Cabe recordarles que China, régimen totalitario si los hay, es el principal destino de nuestras mercaderías. A Xi Jimping, su presidente, la Asamblea Nacional Popular de China le otorgó - este año - mandato indefinido. La falta de objetividad del gobierno lo lleva a estas dicotomías analíticas, a las observaciones panfletarias, perimidas en el mundo de hoy.

Preocupados en líneas generales - en particular por los ciudadanos uruguayos residentes en Brasil -  esperemos que continúen recorriendo los caminos democráticos que llevaron a Bolsonaro a la presidencia.

Finalmente, cabe agradecer a nuestros mayores - nombrados más arriba - haber concebido, continuado y profundizado un país de la riqueza institucional del nuestro.





MVDCMS  Volver arriba    |    Contacto: uypress@uypress.net