VERSIÓN PARA IMPRESIÓN
23/11/20

El peso argentino en caída libre

Inédito desplome de la economía argentina: 19,1% en el segundo trimestre

BUENOS AIRES (Uypress) – Una caída sin precedentes se produjo en el segundo trimestre en Argentina, llegando al 19,1%, cifra que supera al 16,3% del primer trimestre en plena crisis del 2002.

Alberto Fernández (Casa Rosada)

 

Inmersa en la pandemia por covid-19, Argentina registró una caída de 19,1% de su economía en el segundotrimestre del año, en comparación con igual período de 2019, según indicó el Indec (Instituto de Estadística y Censos).

Tomando como referencia el semestre enero - junio, la caída respecto a igual período del año pasado fue de 12,6%

De acuerdo a lo informado por Deutsche Welle, el derrumbe verificado entre abril y junio pasado no tiene un registro trimestral con una caída mayor en las series estadísticas que se remontan hasta 1981 y supera incluso al desplome del 16,3 % del primer trimestre de 2002, en lo más álgido de la severa crisis política, económica y social que estalló en Argentina a finales de 2001. 

Según los datos del Indec, los sectores con mayores caídas en el segundo trimestre fueron hoteles y restaurantes (-73,4%) y servicios sociales y personales (-67,7%).

También cayeron la construcción (-52,1%), la industria manufacturera (-20,8%), transporte y comunicación (-22,5%) y comercio (-16,9%).

Durante 2019 la caída del Producto Interno Bruto de nuestros vecinos fue de 2,5%, y el Fondo Monetario Internacional proyectó para este año una caída de 9,9%.

El peso argentino en caída libre

La moneda argentina se desbarranca nuevamente, en medio del "supercepo" establecido por el Gobierno con la finalidad de frenar la sangría de divisas.

En el mercado negro, el dólar blue supera los $140, diez más que a principios de mes, mientras que el oficial, con el que deben manejarse los negocios con el exterior, está en $ 75, con la brecha entre ambos aumentando día a día.

Los argentinos pueden adquirir mensualmente hasta 200 dólares, lo que es usado como una forma de proteger pequeños ahorros o, en algunos casos, ganando algún  dinero, al vender en el mercado paralelo las divisas compradas en el oficial. Sin embargo, desde el pasado miércoles 16, al ya existente impuesto de 30% sobre la compraventa de dólares, el Ejecutivo agregó uno de 35%, que puede descontarse de ganancias al finalizar el ejercicio.

Por su parte, los bancos han interrumpido la venta de dólares, según informa El País de Madrid, ya que una de las condiciones establecidas por el Gobierno es que aquellas personas que perciben subsidios estatales no tienen derecho a adquirir moneda extranjera. Los bancos alegan que comprobar si la persona cobra o no un subsidio les insume mucho tiempo y por eso interrumpieron la comercialización.

Todo el cóctel de crisis económica ha hecho que el riesgo país trepara a 1.381 puntos.

 

 

UyPress - Agencia Uruguaya de Noticias



Más información en:
https://www.uypress.net/auc.aspx?107795